JCB
Caterpillar

Buscar Artículos

  • Inicio
  • Maquinaria
  • Liebherr restaura un modelo de pala cargadora de hace 60 años: La LSL 1500
Viernes, 13 Noviembre 2020 07:00

Liebherr restaura un modelo de pala cargadora de hace 60 años: La LSL 1500

Liebherr restaura un modelo de pala cargadora de hace 60 años: La LSL 1500 Liebherr restaura un modelo de pala cargadora de hace 60 años: La LSL 1500 Liebherr

Casi 60 años después de su debut, Liebherr ha restaurado uno de los primeros modelos de pala cargadora que el grupo Liebherr fabricó: la LSL 1500. Este modelo de pala cargadora es el más antiguo que se conserva dentro de las de su clase. Liebherr ha invertido unas 650 horas de trabajo en la restauración de esta máquina que ahora se exhibe como pieza de exposición en la fábrica de Liebherr en Bischofshofen.

“Al fabricar palas cargadoras, tenemos que estar al día de las últimas tendencias y novedades tecnológicas. Sin embargo, también tenemos que respetar nuestras raíces. Y esta pala cargadora muestra cómo Liebherr ya estaba empleando conceptos innovadores en sus máquinas, incluso hace seis décadas”, afirma Martin Gschwend, Director General de la fábrica de Liebherr en Bischofshofen y responsable de distribución, a nivel mundial, de palas cargadoras del Grupo Liebherr.

En la fábrica de Liebherr en Bischofshofen, se está trabajando en una reliquia en particular: la pala cargadora LSL 1500 de Liebherr, de principios de la década de 1960. Es el único ejemplar que queda hoy en día de una serie piloto de tan sólo 5 máquinas. Los especialistas en palas cargadoras de Bischofshofen han trabajado durante los últimos meses en la restauración de esta máquina: la pala cargadora más antigua que se conserva.

DE CHATARRA A PIEZA DE EXHIBICIÓN

La veterana pala cargadora ha tenido una vida muy completa. Tras varios años en una planta de grava ubicada en la zona de Biberach (Alemania), la máquina llegó al Grupo Fried-Sped en Ummendorf en 1980. La LSL 1500 sirvió al operador logístico durante 20 años. A principios de la década del 2000, cuando la pala cargadora tenía ya 40 años de existencia, Liebherr recuperó el prototipo y restauró parcialmente la pala cargadora, ahora ya definitivamente fuera de servicio.

Sin embargo, un almacén no iba a ser el lugar de descanso final de la histórica pala cargadora. En 2019, Liebherr-Werk Bischofshofen GmbH decidió restaurar, esta vez por completo, este último modelo de la LSL 1500. Los estragos del tiempo, especialmente en forma de óxido y daños por heladas, habían hecho mella en la máquina.

El proyecto comenzó en la primavera del 2020 en la fábrica de Liebherr en Bischofshofen. Los expertos en palas cargadoras renovaron cada pieza de la LSL 1500, hasta el último tornillo. Para el equipo, la renovación significó mucho más que sólo nostalgia: “Varios aprendices trabajaron en la restauración y, para ellos, ésta fue una oportunidad única de observar y comprender cómo funcionaba la tecnología de épocas anteriores”, explica Andreas Scharler, que dirigió el taller durante muchos años.

En varias fases del proyecto se requirió habilidad técnica y talento para la improvisación. “Cuando arrancas el motor diésel, el voltaje cambia repentinamente de 12 a 24 voltios. Por ello, primero tuvimos que analizar este proceso detenidamente, para poder poner en marcha la pala cargadora con éxito. Cuando escuchamos al potente motor diésel de seis cilindros ponerse en marcha por primera vez, fue un momento realmente impactante e ilusionante a la vez,”, asegura Scharler, quien, junto con su equipo, invirtió alrededor de 650 horas de trabajo en esta pala cargadora de época.

UN PEDAZO DE LA HISTORIA DE LAS PALAS CARGADORAS

En la década de 1950 Liebherr ya estaba experimentando con palas cargadoras, un tipo de máquina todavía poco desarrollada en aquel entonces. Los dos primeros prototipos de Liebherr, los modelos "Elephant" y "Mammoth", aún tenían que hacer frente a un mayor desgaste de los neumáticos y una tracción modesta.

A principios de la década de 1960, Liebherr logró fabricar un modelo fiable de pala cargadora, la LSL 1500, que contaba con un peso de alrededor de diez toneladas y 108 hp. Liebherr fabricó una pre-serie de cinco unidades. La LSL 1500 tenía un bastidor rígido y una dirección de la rueda trasera con soporte hidráulico que todo un lujo para aquella época. La transmisión se logró mediante un convertidor de par y una tracción a las cuatro ruedas que, opcionalmente, se podía desconectar.

La nueva cinemática de trabajo proporcionó una altura de descarga de alrededor de tres metros y permitió la carga de vehículos de obra con mayores alturas laterales. En caso de mal tiempo, se dispuso de una cubierta con ventanas transparentes cosidas y calefacción para la plataforma del operador, que, en ese momento, todavía era abierta.

En el catálogo Liebherr describió su modelo LSL 1500 como un “nuevo diseño basado en muchos años de experiencia en la construcción de máquinas de movimiento de tierras”.

Información adicional

  • Fuente:: Liebherr
Visto 105 veces
© ConcretOnline | Marca registrada.